Por: Fer Montes de Oca (@NandodeOca)

A finales de septiembre de 2017 me mudé a CDMX. Por aquellos días se vivía una etapa post-sismo donde, además de cientos de historias trágicas, hubo cambios significativos en el mercado inmobiliario: zonas seguras que aumentaron sus precios porque sus edificios salieron ilesos al terremoto; edificios en zonas caras que “aguantaron”, y por ende ahora las rentas estaban aún más caras, y bueno, zonas económicas pero a kilómetros de distancia. 

Aquí pueden encontrar más información sobre el comportamiento inmobiliario en esos días. 

“Me subieron la renta, pinche sismo”: lo escuché en el Metrobús.

A mi llegada estuve durmiendo mes y medio en el sofacama de Pao y Mayra, quienes me recibieron en su departamento aún sin conocerme… y eventualmente me terminaría mudando a una de las recámaras.

Sé que corrí con suerte, que encontrar depa en CDMX es más complicado de lo que parecen estas palabras. Pasé semanas buscando un lugar compartido para vivir y me encontré con muchas opciones, algunas que ponían de nervios mi alma provinciana.

Rentar una habitación en CDMX te costará en promedio $4,800 pesos mensuales, algunos ya incluirán los servicios, otros no así que súmale unos $500 pesos más.

Las zonas más caras para vivir en la capital son Lomas de Chapultepec, Santa Fe y la Condesa. Después de casi dos años de estar aquí puedo decirte que colonias como Roma Sur, Del Valle, Narvarte o Nápoles son zonas lindas, tranquilas y no excesivamente caras.

Con el contexto anterior, puedo recomendar lo siguiente:

1. Trazar una ruta

¿Dónde van a trabajar o estudiar?, ¿cuál es la calle (y entre cuáles está ubicada)? Durante un tiempo considerable, del cual no me siento orgulloso, pensaba que colonia y delegación eran sinónimos. Pero no, uno vive en la colonia Anzures, por ejemplo, delegación Miguel Hidalgo. En septiembre de 2018 las delegaciones pasaron a ser alcaldías, un término más entendible para este foráneo.

En fin, para trazar una ruta trabajo-casa o escuela-casa considera las distancias, las posibles zonas inseguras por las que pasarás e, incluso, responde a la cuestión de ¿vivir cerca del trabajo pero lejos de la civilización o viceversa?

2. Buscar transporte público que conecte tus rutas

Estoy impresionado sobre la conectividad vial de la ciudad. El metro te conecta más rápido incluso que el Uber, Didi o Beat. Identifica si cerca de tu casa y trabajo hay una línea de metro o de metrobús, traza tus rutas considerando los transbordos.

Descarga la aplicación Metro-MB y toma este curso intensivo sobre las maravillas del Google Maps (es una maravilla).

Tip de vida: tienes un transbordo gratuito de metrobús, mientras no recargues entre los viajes. Por ejemplo, si tomas la Línea 2 y luego quieres pasarte a la 1 pasa de nuevo tu tarjeta por el lector ¡y no te cobrarán otro pasaje!
Ojo: el transbordo es válido durante 2 horas en una sola dirección de viaje.

Costo: el metro cuesta $5 pesos; el metrobús, $6 pesos y el tren ligero $3 pesos. La tarjeta, que sirve para los tres transportes, cuesta $15.

3. Utilizar plataformas para encontrar departamento

Lo ideal sería vivir solo ¿no? pero en un principio quizá debas compartir depa. Yo utilicé dos aplicaciones: Dada Room y Compartodepa.com. En ambas debes poner un rango de precio y una zona sugerida. Ej: colonia Anzures rango de precio máximo $12,000.

Haz un anuncio: pon una foto tuya (de preferencia donde se te veas amigable/adorable), una descripción corta sobre ti y especifica claramente lo que andas buscando.

Los interesados en tenerte como roomie te mandarán mensajes ofreciéndote lugar. En estas dos plataformas hay una limitante: hay que pagar para poder comunicarse con los ‘usuarios básicos’ (que como yo en su momento, se negaban en invertir dinero para encontrar con quién vivir). Sin embargo en compartodepa hay quienes son ‘Usuario superior’ y puedes ver su teléfono para comunicarte directamente. 

En facebook hay un grupo de roomies donde también puedes encontrar departamento.

4. Anota todos los lugares que te recomienden

Muchos de tus conocidos te van a recomendar zonas bonitas para vivir, y lugares peligrosos donde ni siquiera deben considerarlo. También te dirán que tienen a un conocido que a su vez tiene a un conocido que renta un cuarto: ¡anota todas las posibilidades! Créelo, después de semanas de no encontrar un lugar decente dónde vivir querrás recurrir a todas las opciones que alguna vez te dieron. 

5. Qué con tus derechos al rentar depa

Donde sea que decidas vivir necesitas un contrato. Es una obligación de quien te renta proporcionarte uno que incluya: datos del arrendador y arrendatario, datos que identifiquen el inmueble que te rentan, el monto de la renta mensual y la forma de pago, los días que debe pagarse y la duración del contrato.

Tip de vida: si el dueño decide terminar con el contrato para que desocupes el departamento, debe de avisarte cuando menos con 30 días de anticipación.

Dada Room te ofrece más recomendaciones sobre tus derechos al rentar un inmueble.

6. ¿Y el depósito?

Sí, además de la primera renta mensual deberás pagar el depósito (equivalente a otra renta), entonces digamos que si la renta de tu depa compartido es de $5,300 pesos, debes desembolsar $10,600 pesos en una primera exhibición. El depósito es el monto de dinero que funciona como garantía para la persona que te renta.

En el mejor de los casos ese dinero debe volver a tus manos cuando te salgas del depa, aunque no siempre es así: si no entregas el inmueble en buenas condiciones o tienes pagos pendientes o hiciste modificaciones sin autorización es posible que el depósito no sea devuelto, o quizá solo una parte de él.

Hay mucho más información sobre rentar en CDMX, tengo una amiga a la cual engañaron para rentarle un depa que NO estaba en renta. También es importante que conozcas que como foráneo necesitas un aval con propiedad en CDMX y comprobante de ingresos, aunque en algunos casos, si compartes espacio es posible que no tengas que pasar por estos engorrosos trámites.

Espero te haya servido esta información, ¡qué te sea leve la búsqueda!

Publicado por lavidaencdmx

Este es un blog colaborativo donde se escribe sobre cómo es vivir en la Ciudad de México: relaciones, trabajo, amistades. Lo bueno y lo malo, lo feo y lo bonito, contado por personas que viven, o han vivido, aquí.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: